Después de tres post relacionados con el neorruralismo y la vida en los pueblos, toca paso a un post personal en el que queremos explicar por qué hemos creado RUALÍZATE, ¡nuestro primer proyecto juntas!

¿Cómo hemos llegado hasta aquí?

 

Si ya habéis navegado por nuestra sección Acerca de, ya nos conocéis un poquito mejor. Somos dos consultoras en desarrollo rural, de treinta y tantos 😉 y con espíritu emprendedor. Formadas en ciencias agrarias y ambientales e identificadas siempre con nuestros orígenes de comarcas de interior, nos hemos sentido atraídas por un sector laboral muy específico (apoyo al desarrollo rural), en el que casi todos nos conocemos entre nosotros y donde la gente que encontramos a nuestro paso siempre es abierta, con ganas de hacer cosas y con el convencimiento de que en los pueblos hay muchas oportunidades, a pesar de que suene utópico.

Ambas dos hemos pasado por periodos de emprendimiento en nuestra vida, sin embargo, circunstancias personales y el establecimiento de prioridades nos han llevado a trabajar por cuenta ajena de nuevo, y lo mejor, juntas otra vez tras unos años alejadas por el camino laboral.

 

¿Por qué hemos creado desde la ciudad Ruralízate?

 

No me quiero enrollar, este es un post que pretende ser breve.  Lo que quiero explicar es ¿por qué dos chicas que viven en Madrid han creado un blog/servicio para nuevos pobladores del medio rural?  Efectivamente no somos un ejemplo real de neorurales, a pesar de que Laura lo intentase durante un tiempo con su negocio de turismo rural en Extremadura.

Sin embargo, desde hace más de 11 años estamos ligadas a proyectos de desarrollo rural: diseño de estrategias, evaluaciones de proyectos, análisis de ayudas, control de las mismas, estudios de temática rural, etc. Hemos visitado tantos y tantos emprendedores y negocios familiares que consideramos que tenemos una visión bastante amplia de lo que funciona y los retos que supone ser nuevo poblador. Ahora bien, nos queda muchísimo por aprender y por caminar, porque a nosotras también nos gustaría irnos a vivir al pueblo como tú, pero hay que “organizar” primero las circunstancias personales.

Ruralízate surge como una necesidad interna, una llamada desde hace años que nos viene diciendo en la cabeza emprendedora y en el corazoncito,¿por qué no diseñas algo que de verdad genere impacto? Los estudios están bien, las evaluaciones y seguimiento de proyectos también, pero… no vemos el resultado en las personas, en el campo, en los pueblos, que es lo que nos gustaría. Muchas veces todos esos trabajos se quedan en una estantería cogiendo polvo, ¡nosotras queríamos hacer algo que llegue a la gente!

Ahora que está tan de “moda” hablar de la lucha contra el despoblamiento rural, queremos ser partícipes de ello, queremos hablar de repoblamiento y no más de despoblación. Obviamente hay un largo proceso por recorrer, para todos, pero creemos que es posible con ganas e ilusión (a parte de una dosis de realidad y sensatez).

 

¿Porqué queremos contar contigo?

 

Y aquí estamos, con esta primera idea de intentar ruralizar a aquellos que como tú tienen la inquietud de irse a vivir a un pueblo. De poder echarte una mano en tu búsqueda de municipio, diseño de proyecto, entender qué implicaciones puede tener vivir en el medio rural, qué te puedes encontrar, etc.

Nos gustaría mucho que nos dejases ser partícipes de tu cambio de vida, por eso te animamos por un lado, a que:

¡Buen día ruralista!